Las recuperaciones de septiembre con permiso del sector bancario

Desde hace ya meses, incluso algunos estudiosos empezaron con el tema de la recesión  hace ya 3 años, lo cual es mucha creencia en las bolas de cristal como para acertar, pues bien como decía, llevamos tiempo viendo que nos llega el fin del ciclo alcista que estamos viviendo en la economía americana, europea y por añadidura mundial.

Pero seamos sinceros y digamos lo que de verdad nos interesa, que no es saber la situación del ciclo económico, sino del ciclo bursátil, pues en mi caso no pienso poner una fábrica de nada, ni tan siquiera una horchatería que es buen negocio para el verano, ni solo, ni acompañado por mi familia o por mis lectores, mi idea es mucho más sencilla y es buscar dientes de sierra que generen beneficios, como los surferos van buscando las olas más grandes de cada playa y vigilan las mareas y los vientos, entre otros factores principales.

Habéis sido muchos los que habéis hecho recuento de ondas y la conclusión es que estamos cerca del final de una onda 5. Hay que aclarar que algunas veces después de una onda 5 puede venir una onda 6, incluso, según he leído, puede también llegar una onda 7, aunque estos casos suelen ser la excepción.

Pero este artículo no busca explicar el final del ciclo, sino detectar ondas secundarias que se dan entre ondas primarias, pues no se pasa de una onda primaria bajista a otra primaria alcista de la noche a la mañana, sino que estas ondas primarias, tanto si son alcistas o bajistas,  se componen de varias secundarias. Y es que las secundarias también pueden dejarnos algo de dinero en el bolsillo, incluso con las primarias a la baja. Es cuestión de detectarlas adecuadamente y cogerlas en su sentido correcto.

 

Por lo tanto, y recordando aquellos exámenes de septiembre donde se aprobaban las asignaturas que se quedaban pendientes de junio, y que ahora están muy cuestionados por diversos motivos en los que no vamos a entrar, y teniendo en cuenta el mal comportamiento de las Bolsa europeas desde febrero y del parón de las americanas desde hace menos, es por lo que queremos echar un vistazo a que puede pasar en septiembre, pues el verano suele ser un periodo inhábil  para las bolsas en el mejor de los casos, como en algunas administraciones, pues cuando se mueve en verano, siempre suele ser para empeorar la situación de partida.

Por lo tanto ¿de qué depende que haya recuperaciones en septiembre?. Pues es una idea que hemos leído en más de un sitio y que hemos compartido en diferentes comentarios y artículos. Para nosotros depende de la recuperación del sector bancario, lo que no es moco de pavo por la trayectoria de los 10 últimos años. Os dejo a continuación el índice DJ BANK TITANS 30 en velas mensuales para abarcar mas espacio de tiempo y que se vea con claridad:

 

El sector bancario en sí mismo, puede que no nos interese comprar, pero es innegable el efecto arrastre que tiene en diferentes bolsas, por su gran ponderación en los principales índices, como por ejemplo en el Eurotoxx 50, en el Dax 30 o en el Ibex 35 sin ir más lejos. Es como el sol al verano, que no podemos hablar de buen tiempo y que estemos en mitad de una tormenta y con frio aunque estemos a 15 de agosto.

En diferentes sitios hemos hablado, desde hace meses e incluso años del “lastre bancarios”, de los “graficos de vértigo” de los bancos, del grafico del DB entre otros, por no decir del ya extinguido Popular. Abundando en el tema, cuando hemos analizado fondos de inversión para posibles pasos a renta variable, como en septiembre del 2017 o ahora en la primavera cuando volvimos a ver señal de entrada con el Lumaga System, siempre hemos dicho que una de las condiciones que le poníamos a los fondos que buscábamos para entrar era que el sector bancario tuviera el mínimo peso entre sus subyacentes, y esta idea viene desde marzo del 2009 cuando tras las caídas del 2007 y 2008 volvimos a renta variable. Vamos que somos persistentes en esta idea y a nuestros artículos publicados en diferentes medios me remito.

Entonces ¿qué hay de diferente en el sector bancario que no se haya dado en los 10 últimos años?. Pues analicemos los últimos movimientos y cada uno que saque sus propias conclusiones.  Os dejo el índice S&P EUROPE 350 FINANCIERO en velas semanales, para ver mejor la evolución del último año:

  1. Si nos fijamos desde finales del 2017, en algunos bancos, y en otros bancos desde principios del 2018, se ve que ha habido unas caídas continuas que han llevado las cotizaciones en muchos valores a sus niveles mínimos tocados años atrás. En otros artículos hemos escrito que de seguir la caída de las cotizaciones bancarias,  el BCE tendría que empezar a comprar bancos de 4 en cuatro cada semana, y no nos referimos a los más pequeños, sino que  me estoy refiriendo a los mayores de Alemania, España, Italia o Francia y como todos sois capaces de acceder a los gráficos de estas entidades, prefiero no ponerle nombres a ninguno de ellos, pero en cuanto entréis en el gráfico de un banco alemán o italiano o español y veáis que desde el año 2007 ha perdido más del 80% de su valor, los vais a tener perfectamente identificados.

 

  1. Pero tras las grandes caídas de estos últimos meses, no sé por qué causa, si por agotamiento de la oferta, porque con las precios tan bajos haya aumentado la demanda de estas acciones o porque alguien haya entrado a echar una mano, lo cierto es que se observa al menos un parón en las caídas, e incluso sin pretender ser adivino, parece que quieren formar suelo, aunque también podría formar un tercer tramo bajista y es aquí donde entra el verano como factor a tener en cuenta.

 

  1. Por lo tanto, en la medida en que estas entidades sean capaces de construir un suelo durante el verano, bien a través de la oferta y la demanda, lo cual dudo, o por ayudas del BCE directas, que no puede practicar o indirectas, que si es capaz de inventarse, lo que podría darse es la recuperación post verano, bien en septiembre o bien en octubre dejando el rally de fin de año en posición inmejorable de salida. Alguno ya habréis pensado que soy muy optimista.

 

Sabéis que en Zona de Bolsa tenemos como lema que las Bolsas son impredecibles,  y seguimos diciendo que cada vez creemos más en él, pero si analizáis lo anteriormente escrito, no es ninguna predicción sino una hipótesis de trabajo de cómo puede ser la evolución de las bolsas si se dan determinados comportamientos. Pero también vamos a apuntar otros comportamientos que se pueden dar y que aun en el caso de que lo anterior se diera pueden frustrar esas recuperaciones y me refiero a muchos comportamientos exógenos que afectan de continuo a las Bolsa y que cuando se dan frustran cualquier situación de partida,  estén bien o mal planteadas, como por ejemplo:

  • Grandes catástrofes, que ojalá no lleguen pero que por desgracia se dan y que pueden afectar a las producciones de importantes materias primas.
  • El invento de las guerras comerciales, que de momento no han hecho más que empezar y donde no hay nada definitivo, pero que no sabemos dónde ni cuando pueden acabar.
  • Recesiones en grandes países como Argentina, Brasil o Mejico, donde hay muchas empresas de otros países que se ven afectados por esas turbulencias económicas. Pensemos en Inditex, Telefonica, Peugeot, Daimler, etc, que tienen mucho más negocio en el extranjero que dentro de sus países de origen.
  • O que decir de los populismos en Europa, que llegan con unas pretensiones utópicas máximas, que por desgracia no son capaces de realizar, porque sería un suicidio colectivo y cuando toca meterse la espada por la barriga para hacerse el harakiri, tanto los dirigentes como los votantes empiezan a recular y lo dejan para las siguientes elecciones. Pero que cada vez que llega un partido populista al poder en un país crean inestabilidad y por añadidura en los países y entidades que les tiene comprada su deuda que son todos los demás. Ya pasó en Grecia y puede pasar en más sitios próximamente con las siguientes elecciones.
  • Las devaluaciones de la moneda china o de otro país importante, que ya en agosto del 2015 causó una gran caída que al final no quedó en nada para la economía, pero que dio una gran oportunidad de volver a los fondos a precios más baratos, me refiero a los que habíamos salido previamente.

En fin que como hipótesis de trabajo o de observación, según se vayan desarrollando los acontecimientos, ya os dejamos suficientes ideas a vigilar en los próximos meses y espero que os ayuden en vuestra toma de decisiones.

Por otro lado y sobre lo que explicábamos al principio, no olvidéis que la Bolsa se adelanta siempre a la economía de 6 meses a un año, por lo que aparte del efecto inmediato que se da con cada una de las turbulencias enunciadas, está el mar de fondo que se crea y que antes o después acaban saliendo a la superficie.

De todas maneras el artículo sobre la proximidad de una noche de cuchillos largos en Europa publicado a principios de mayo de este año, sigue con toda su vigencia, pues el hombro izquierdo está perfectamente formado, la cabeza lo mismo y encima con doble máximo es más que evidente y el hombro derecho no está formado, pero si en formación, que puede completar o saltar para arriba, precisamente si se diera la recuperación del sector bancario como exponemos en este artículo. Por el contrario, si falla el sector bancario y se perfora la clavícula, la situación pienso que se complicaría mucho, pero según lo que ahora vemos faltan posiblemente más de un par de meses.

 

No olvidéis que nuestro lema sigue siendo: Las Bolsas son impredecibles, pero nunca han sido anárquicas.

 

Visitas: 51

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de dBolsa.com para añadir comentarios!

Participar en dBolsa.com


Sigue los Análisis de Megabolsa/dBolsa

© 2018   Creado por Fran.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio