Banco Popular paga hasta el 4% en sus depósitos para frenar la huida de clientes

La crisis del Popular le está pasando factura en forma de salida de saldos de clientes. Para frenarla, Saracho ha lanzado unas agresivas ofertas de depósitos contra sus márgenes

Foto: El logotipo del Popular, en una presentación de resultados. (Reuters)El logotipo del Popular, en una presentación de resultados. (Reuters)
Autor

La constante presencia del Banco Popular en los medios por noticias negativas —el hundimiento en bolsa, las guerras internas que llevaron al relevo de Ron por Saracho, las pérdidas históricas de 2016, la dimisión del consejero delegado, el afloramiento de un nuevo agujero de 700 millones, el anuncio de una nueva ampliación de capital, la caída de su solvencia, las rebajas de 'rating', el récord de posiciones bajistas, etc.—, junto al enfado de muchos clientes a los que les vendió acciones de la ampliación de 2016, está provocando una constante salida de saldos de la entidad, según confirman varias fuentes del sector. Para frenarla, Saracho ha lanzado unas agresivas ofertas de depósitos que pagan hasta el 4%... lo cual puede tener un fuerte impacto en márgenes con los tipos oficiales en el 0%.




Eduardo Segovia

Las fuentes consultadas aseguran que los grandes bancos españoles (los percibidos como más solventes por los clientes) están recibiendo un flujo constante de saldos procedentes del Popular. De hecho, los depósitos ya cayeron un 6,2% en 2016. "Hay clientes muy enfadados, sobre todo los que fueron a la ampliación, que se lo han llevado todo. Aquellos que tienen préstamos y están atados están sacando el dinero más allá del imprescindible para la operativa básica. Incluso, si no están obligados, se llevan la nómina", según una de estas fuentes.

El presidente del Banco Popular, Emilio Saracho. (EFE)El presidente del Banco Popular, Emilio Saracho. (EFE)

Además, hay que contar con que el dinero es miedoso por naturaleza. Un cliente que ha salido de Popular explica: "Sabemos que en España no se ha dejado quebrar a ninguna entidad, ni siquiera a Bankia con el agujero que tenía. Pero tener el dinero en un banco que está todos los días en las portadas por pérdidas, ampliaciones y agujeros te genera incomodidad, quieras o no. En otro banco estás mucho más tranquilo".

Esta situación se ve agravada por la absoluta desmoralización de una plantilla muy castigada —el 75% de los empleados son accionistas—, que tiene que defender lo indefendible a diario ante los clientes. Como reconoció el jueves el nuevo consejero delegado, Ignacio Sánchez-Asiaín, es prioritario conservar a los clientes para que el negocio 'bueno' del Popular siga siendo rentable y generando un valor que puede ser fundamental si al final se vende el banco. Hay que frenar esta fuga de depósitos, y para ello la entidad ha contraatacado con unas ofertas muy superiores a las del mercado.

Depósitos entre el 0,75% y ¡el 4%!

En su oferta actual, el primer producto con extra tipos es el Depósito Bonificado Nómina, que ofrece una remuneración del 0,75% TAE a 13 meses simplemente domiciliando una nómina superior a 600 euros (o una pensión de más de 300) y tres recibos. Además, permite invertir hasta 500.000 euros. Más ruido en el sector está haciendo otro instrumento, el Depósito Doble Ahorro, donde la rentabilidad puede llegar al 1,5%. Pero aquí las exigencias son mucho mayores: hay que traer el dinero de otra entidad y, además, contratar fondos de inversión o planes de pensiones del Popular por un importe igual o superior al del depósito. Y no valen garantizados. Su plazo es de 14 meses y también admite hasta 500.000 euros.

Pau Gasol, imagen comercial del Banco Popular.Pau Gasol, imagen comercial del Banco Popular.

Pero hay otro que bate todos los récords: el Depósito Nómina Gasol, que ofrece un deslumbrante 4% a 12 meses, y simplemente domiciliando la nómina o pensión por los mismos importes que el Bonificado Nómina. El truco es que hay que tráersela desde otro banco, es decir, no sirve para retener a los viejos clientes sino para atraer a otros nuevos que contrapesen a los que se van. Además, hay que contratar un seguro del hogar o del coche, y aquí el límite es de solo 6.000 euros. En los tres casos, el plazo para contratarlos termina el 30 de abril.

Se trata de la mayor ofensiva en depósitos de la banca española en la actualidad. El problema de Saracho es que, si tiene éxito, estos productos minarán todavía más su maltrecho margen de intereses (bajó el 7% en 2016) y sus resultados, lo que supone un alto precio por mantener a los clientes. Pero probablemente no le queda otra salida en la desesperada situación en que se encuentra.

Fuente: Cotizalia

Visitas: 78

Responde a esto


Sigue los Análisis de Megabolsa/dBolsa

© 2017   Creado por Fran.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio